La carpintería, oficio que está rompiendo estereotipos

Hoy en día creo que está muy presente el hecho de que ahora las mujeres también pueden hacer trabajos que eran solo considerados para hombres, Janet fue la primera mujer que ingreso a un taller de carpintería y rompió esquemas sociales.

Ella cuenta que al principio fue complicado, ya que cuando tomaba clases era la única mujer  y el trabajo era bastante complicado, el primer trabajo que ella realizo fue un banco, ella lo hiso con muchísimo cariño y mucha dedicación una vez acabado su trabajo aplico muchas capas de barniz para poder lograr el acabado que ella quería.

Junto con otros productores locales Janet ofrece su trabajo en un mercadito que se instala los fines de semana, ellos ofrecen alhajeros, mesas para computadoras espejos, zapateros etc.

Se puede hacer lo que quieras con la madera, puedes brindar un servicio de carpintería bastante amplio, la misma madera te puede dar diferentes productos, dependiendo de lo que tú quieras hacer, es una puerta abierta a tu imaginación puedes explotar al máximo tus habilidades en la madera.

Janet dice que muchas personas también llevan este oficio en las venas, ella se considera así ya que su abuelo fue carpintero, pero que él nunca les enseño a sus hijas, decían que antes este oficio era considerado solo para hombres, así que su abuelo solo les enseño a sus tres hijos hombres, ella cuenta que incluso a la fecha cuando ella va a alguna ferretería a comprar material o herramientas, le niegan cosas o le inventan cosas o quieren tratar de engañarla vendiéndole otros productos, el machismo aún sigue latente en este siglo.

Hoy en día muchas mujeres ya ejercen este oficio y están logrando romper los esquemas de que solo un hombre puede hacer este tipo de trabajos, una mujer muchas veces tiene mucha más creatividad y mucha más habilidad en la mano de obra ya que su acabado muchas veces es más fino y delicado, no es necesario que una mujer vaya a arreglar puertas o cosas muy bruscas, pero si ellas pueden hacer cosas pequeñas, trabajos manuales donde no requieran gran esfuerzo pero si una enorme creatividad y habilidad en cuanto a decoración y acabados finos.

La carpintería un oficio que lleva cientos de años, antes era solo un trabajo para los hombres pero hoy en día las mujeres rompieron esquema, ahora ambos sexos pueden hacerlo sin ningún problema.

Deja un comentario